Trilogía Mi Elección de @Betacoqueta

Trilogía Mi Elección de @Betacoqueta

mi-eleccion1

¿Quién no conoce a Elisabet Benavent? Sí, supongo que contestaréis que muchos (debe ser por la inmensidad de personas que contiene el mundo…), pero si estáis delante de esta reseña, un tanto por ciento muy alto —sino el 95%—no solo la conoce, sino que la adora.

Valenciana, asentada en Madrid; parece que después de la trilogía Mi Elección está asentada en prácticamente todo el mundo; descripciones perfectas de cada uno de los lugares en los que se desarrollan las convivencias —y no aquellas de las de la Iglesia a las que íbamos cuando éramos pequeños— sino de las que comparten nuestros ya queridos Hugo, Nico y Alba, así lo atestiguan. Tras Valeria pensábamos que era difícil no ya sorprendernos, sino volvernos a enamorar; pero en esta ocasión el amor, el cariño infinito y el sentirnos identificados con cada una de las páginas que tenemos entre manos, supera —en mi opinión—, lo leído hasta ahora. ¿Acaso no queréis descubrirlo?

La primera vez que vi la portada del libro con esos adorables y sabrosos ositos de goma, pensé que el reto que se había puesto por delante la escritora era difícil de emprender con buen resultado. ¿Una relación a tres? ¿Sexo más propio de una película para mayores de dieciocho años que de una relación de amor verdadero? ¿Amigos cuya relación va más allá de la amistad como la conocíamos hasta ahora? Sí, sí y otra vez sí. Delante de Mi Elección nos quitaremos la venda de los ojos y el sombrero, junto con todos esos clichés que quedarán enterrados en el pasado.

Desde las primeras páginas, Alba (la afortunada protagonista a la que todos envidiamos en mayor o menor medida) nos envuelve con una personalidad y unas circunstancias por las que todas hemos pasado a lo largo de nuestra vida; incertidumbre laboral, amorosa e incluso personal, nos hacen plantearnos si nosotras mismos hemos encontrado nuestro sitio en la vida, o tal y como le ocurre a ella, hay algo que debemos descubrir y aún desconocemos. ¿Afortunada? Mucho se queda escueto para definirlo; dos compañeros de trabajo de ensueño, de aquellos que si tuviéramos en nuestras oficinas nos harían levantarnos cada mañana sin necesidad de despertador, nos hacen envidiarla sin mencionar el maravilloso armario que nos insta a imaginar que tiene en su haber Alba: chica real, alejada de medidas perfectas y con las mismas inquietudes que las nuestras pero… ¿qué ocurre cuando  los tabúes desaparecen y lo que creíais como conocido se convierte en una realidad paralela?

Despacio, sin prisa, poco a poco…, te sientes como Alba queriendo vivir una historia en la que descubres un mundo nuevo donde quieres conocerlo todo, para hallar no solo qué te gusta, sino aquello que está hecho a tu medida y desconoces.

De una frase manida como «Ladies first» hasta un « Todo. Siempre», la historia a tres de los personajes atraviesa todos los baches de una relación convencional con la peculiaridad de que cada uno de los integrantes son como la noche y el día, adhiriéndose a la perfección unos con otros.¿Nunca os habéis preguntado si podríais querer a más de una persona, pero no solo en el mismo tiempo, sino en el mismo espacio? ¿Seríais capaces de desinhibiros lo suficiente como para ser vosotras mismos ante una situación que creíais irreal?

Atracción, deseo y una corriente eléctrica incontrolable hacia dos personas, comienza  a tambalear la vida de Alba hasta que descubre que nada es lo que parece y todo es lo que necesita. De nuevo volvemos al «Todo. Siempre».
Si bien los cuentos de hadas son más propios de épocas pasadas… ¿podemos maquillarlos para así, poder vivir el que espera a ser descubierto por nuestras experiencias y crecimiento personal que estas supongan?

Zambulliros en Alguien que no soy, Alguien como tú y Alguien como yo para comprender situaciones que nunca os habíais planteado o quizá, os dieron miedo al hacerlo.

Anuncios

5 comentarios en “Trilogía Mi Elección de @Betacoqueta

  1. A veces tenemos que dejar los prejuicios e ideas preconcebidas, para dejar que el cuerpo y el corazón hablen. Jacer lo que sentimos, lo que nos pide nuestro corazón, no nuestra cabeza. Quizá en ese momento, comencemos a vivir

    Me gusta

  2. A veces la vida nos pone delante de situaciones que nunca hubiéramos imaginado. Y menos aún de nuestro comportamiento ante ellas.
    He descubierto tardíamente, pero descubierto al fin y al cabo, que no podemos cerrar los ojos a lo evidente y dejar prejuicios fuera de nosotros. Eso forma parte del juego de arriesgar.
    Bonita reseña bella, como siempre.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s