Y ahora… ¿química o física?

Y ahora… ¿química o física?

corazón ramas

No podía dormir, tumbada boca arriba mirando el techo de su pequeña habitación, no dejaba de darle vueltas a lo que había pasado unas horas atrás. < ¿Acaso lo que he vivido estos cinco años no era amor? Quizá esto solo es algo físico, pero…, me ha gustado demasiado. Sergio volverá y antes o después tendré que tomar una decisión; ahora es todo tan perfecto que no quiero que pasen estas tres dichosas semanas. Suerte que está muy lejos y acordamos mandarnos solo mensajes>. Un mensaje retumbó en toda la casa y la separó bruscamente de la tranquilidad de sus pensamientos. < Mierda no lo apagué, papá y mamá van a despertarse>.

Ha sido increible, estoy deseando que llegue mañana para poder verte. ¿Duermes? ¿Hablamos?

Antes de que Julia pudiera ponerlo en silencio, el móvil comenzó a sonar y no pudo hacerse de rogar sino quería despertar a todos los vecinos.

-¡Voy a despertar a mis padres! Ya verás mañana.

-Lo siento, necesitaba saber cómo estabas, si te sentías culpable o…, no sé, a lo mejor estás arrepentida.

-¿Arrepentida? He tenido el mejor sexo de mi vida, ¡¿Cómo voy a volver con Sergio sabiendo que puedo disfrutar más de lo que nunca había imaginado contigo?! -Julia no quería parecer tan emocionada, y mucho menos que Álvaro se inflara como un pavo, pero había sido tan increible que no quería callárselo aunque pareciera que nunca había tenido sexo de verdad.

-Ahh…, qué bien…, sexo. Al menos en algo soy mejor que él, pero no sé si es lo que esperaba escuchar.

-¿A qué te refieres? -Julia notó la decepción en el tono de Álvaro y se dio cuenta que igual había sido demasiado sincera. < ¿Habla de sentimientos…? ¿Quería oír todos esos sentimientos no físicos que he sentido? Pues si a estas alturas ya tengo que dejar de ser sincera…>.

-Pensaba que esta noche había sido algo más que sexo, mejor o peor, el sexo se puede tener con cualquiera. Pero si eso es lo que ha pasado, mejor saberlo ya.

-A ver…, no todo es blanco o negro.

-Hummm…, entonces es gris. Mejor.

-No por favor, no te lo tomes así. No lo entiendes. Llevo cinco años con Sergio creyendo que tenía una relación, que no había nada más. Hace un par de semanas hicimos los trámites para solicitar una vivienda de protección oficial, y ahora apareces tú.

-No pasa nada de verdad, es solo una cana al aire. Cuando él vuelva  todo quedará olvidado. En serio, disfrutemos estas tres semanas y ya está. Descansa, mañana nos vemos. -Colgó.

Julia se quedó con el teléfono pegado a su oreja esperando que su voz volviera, que sonara el móvil y dijera que se había cortado. Nada, tras unos minutos en los que no se pudo sentir más tonta, lo silenció y lo dejó sobre la mesilla. < Perfecto, primera discusión. No era el plan de estas semanas, por lo menos no el mío. Yo quiero seguir compartiendo en el asieno de atrás de su coche todo -o mejor dicho más- y ver que podemos descubrir juntos>. Ya era tarde y no tardó mucho en quedarse dormida aunque no tan feliz como hubiera esperado.

Sus padres habían salido a cenar y Julia estaba sentada frente al televisor sin ver nada en concreto, esperando -perfectamente arreglada- a que llegara Álvaro. < No sé para qué tanto ritual si por la noche todos los gatos son pardos. Bueno, al menos estoy disfrutando de prepararme para alguien que sí valora lo que ve>. Un mensaje sonó por fin y Julia salió corriendo en su busca. Después de la conversación de anoche no quería hacerle esperar.

-Hola guapísimo. -Sin darle tiempo a contestar le besó con pasión, buscando su lengua y disfrutando su sabor-. ¿A dónde te apetece que vayamos?

-Ya cenaste ¿no? Si quieres vamos a tomar unas cañas o unas copas. -Su tono seguía siendo como el de la noche anterior. < ¡Vaya! Tendré que trabajarme el perdón, aunque no entienda muy bien por qué>.

-Si quieres pillamos unas cocacolas en el Burguer y nos las llevabamos a nuestro camino del amor entre los árboles… ¿Qué te parece? -Julia intentó sonreirle de manera sexy, pícara y a la vez cercana…, demasiadas cosas juntas; no supo muy bien que entendería detrás de esa mueca extraña que se reflejó en su cara.

-Ok. Sexo con cocacola, no es mal plan. -Julia no supo cómo reaccionar ante eso e intentó ponerse cómoda en el asiento.

Llegaron tras no haber cruzado palabra y Julia salió del coche sin decir nada. Ya sentada detrás, dio un sorbo a su cocacola y esperó que Álvaro hiciera lo mismo. Nada. Tras esperar unos minutos que le parecieron eternos decidió ser ella quien hablara.

-El sexo telefónico puede estar bien…, pero a distancia sí que me parece poco satisfactorio.

-No te creas, yo lo tuve mucho tiempo con Carmen y no estaba nada mal utilizar la imaginación.

-Bueno…, pero ya que estamos a menos de un metro, creo que es mejor disfrutarlo. -En ese momento Julia se dio cuenta que estaba rogando por sexo y un piloto, que ni siquiera sabía que tenía, se encendió automáticamente-. Pero vamos, que si prefieres nos vamos cada uno a su casa y ya está.

Salió de coche decidida a volver delante y antes de poder abrir la puerta se encontró con Álvaro fuera del coche mirándola con una expresión que no supo descifrar. Se acercó a él despacio, sin dejar de pensar que aquello estaba llevando demasiado trabajo, pero sin olvidar cómo se sentía estando con él. Estando frente a él, colocó su cara sobre su pecho y pudo escuchar cómo su corazón parecía querer salir de su pecho; no necesitó nada más y le besó. Fue un beso completamente diferente a todos los que se habían dado desde que se liaron la manta a la cabeza y dejaron la línea del bien y el mal olvidada en algún rincón de su conciencia. Despacio, acariciando sus labios con sus lenguas, Álvaro no intentó tocar sus pechos ni su trasero, simplemente colocó sus manos alrededor de su cara y saboreó todo lo que Julia le ofrecía.

Tras varios minutos sin nada más que el perfecto beso de película entre los árboles, volvieron al coche; esta vez los dos juntos. Sí, volvió a ser un sexo maravilloso pero esta vez sintiendo que había algo más que química…, la física se había unido a la ecuación dando un resultado desconocido para ambos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s